30/8/13

UN LUGAR PARA VIVIR: Cenera (I)

El Valle de Cuna y Cenera presenta nuevamente su candidatura al Premio al Pueblo Ejemplar de Asturias que cada año otorga la Fundación Premios Príncipe de Asturias.
En apoyo de esta candidatura ‘visitamos’ durante esta y la próxima semana el centro neurálgico del valle: CENERA.
CENERA es una localidad perteneciente a la parroquia de Gallegos en la que residen, según datos del censo de 2011, unas 135 personas entre las decenas de viviendas que la componen. Se halla situada a una altitud de 370 metros sobre el nivel del mar.
Entre sus principales atractivos encontramos dos palacios:
-Palacio de los Cachero de Riosa (o Palacio de Baxo): declarado Bien de Interés Cultural en 1995, sus orígenes se remontan al año 1736. Es en ese año cuando la noble familia Cachero decide instalarse en la localidad, construyendo esta casona en un solar propiedad de otra noble familia, los Bernardo de Miranda, después de varios siglos asociada al valle. En la actualidad el palacio es propiedad privada y su estado de conservación no es todo lo bueno que debería de ser.
-Palacio de los Bernardo de Miranda (o Palacio de Riba): también declarado Bien de Interés Cultural en 1995, el palacio cuenta además con capilla, cuadras, puente y un palomar perfectamente conservados en la actualidad (ya que parte de las instalaciones son en la actualidad un hotel). El palacio data del siglo XVI y se cree que fue profundamente reformado en el año 1755. La capilla fue construida en el año 1602. 
Con San Cristóbal como patrón, CENERA cuenta con su propia iglesia (de ahí que muchos piensen erróneamente que es una parroquia) y ubicada a la entrada del pueblo. 
Siguiendo con la etnografía, encontramos en esta localidad varios hórreos (especialmente en las zonas conocidas como La Piñera y Les Flores), así como varias casas con galerías y/o corredores, entre las que cabe destacar la casa de María Colás, una pequeña casa de corredor, hecha en piedra, con su cuadra al lado y que es fotografiada cada año por cientos de turistas.
Un lavadero y su fuente, ambos de 1934, y un par de molinos reconvertidos en viviendas completan la etnografía de la que hoy les hablamos.  
CENERA cuenta en la actualidad con tres cuatro restaurantes (La Viña, La Panoya, El Llagar y El Palacio de Riba), así como con dos hoteles y varios apartamentos y casas rurales.
La próxima semana nos adentramos en el pueblo, dejando atrás la zona hostelera.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy guapo, con cuatro restaurantes donde se come la mar de bien.

Anónimo dijo...

En el añu 1963 ya ibamos una panda de amigos a les famoses espiches de La Viña que debe ser el mas veteranu del valle y que lu regentaba Manolo un paisano muy seriu y formal y la so muyer Madalena que preparaba un llacon y un bacalao que facia frio.Tiempos estupendos aquellos.

Julia dijo...

Anónimo 2... Y lo bien que atendían y siguen atendiendo. El mejor restaurante del valle, sin duda.

Anónimo dijo...

Mirai la diferencia entre el palaciu riba y el de baxo, una pena.

Anónimo dijo...

El palacio de Baxo no penséis que no tien dueñu, que lu tien. Ye de Cilión, un paisano de Cenera que está cargau de perres y que no fai nada por cuidalu. Reteyó un poco la parte de delante y porque lu obligaron.