24/4/15

DEBATE EN TRES PREGUNTAS: Del nuevo movimiento en el caso de la subestación eléctrica de Santa Marina

Malas noticias para el Consistorio. E.On acaba de presentar en los juzgados una petición de indemnización por tener que demoler la subestación eléctrica de Santa Marina, construida al amparo de una licencia municipal que resultó ser ilegal.
La empresa de suministro de electricidad reclama al Ayuntamiento 2,9 millones de euros por los daños y perjuicios ocasionados por el derribo de la subestación y por el lucro cesante que ello le ha ocasionado.
Sobre esta, la noticia más destacada de la semana, versa en esta ocasión el “Debate en tres preguntas”:
*La subestación, en una imagen de febrero de 2014.

-¿Era esto esperable, después del proceso judicial que ordenó el derribo de la subestación?

-¿Deberían, más aún después de esto, depurarse responsabilidades técnicas y políticas?

-Visto todo esto, ¿cree que de ejecutarse esa petición, ello pueda repercutir en las inversiones que desde el Ayuntamiento se preveían para el municipio a corto y medio plazo?

Pueden responder a estas preguntas y comentar todo lo que quieran sobre el tema de tres maneras distintas:
1) Con un comentario bajo esta entrada. (Pinchar en “comentarios”. Si no se desea dar datos, publicar como “anónimo”).
2) Con un comentario en nuestro muro de Facebook o Twitter.
3) Con un correo a elblogdelmierense@gmail.com que se publicará íntegra e inmediatamente sin dar señas del autor.
Nos gusta que expresen sus opiniones, siempre desde el respeto y las buenas formas.

8 comentarios:

Xurde dijo...

-¿Era esto esperable, después del proceso judicial que ordenó el derribo de la subestación?

Con lo que gastaron primero na compra del terrenu, luego na construcción de la subestación y luego na demolición, nun ye que fuera esperable... Yera lóxico.
La ganancia que dexen de percibir ye cuantiosa y nun ye d'estrañase que pidan casi 3 millones d'euros.

Xurde dijo...

-¿Deberían, más aún después de esto, depurarse responsabilidades técnicas y políticas?

Quizás más técniques que polítiques. Que yo sepa la llicencia pa construir la aprueba un arquitectu o ingenieru del Ayuntamientu, que, sí, dependerá del correspondiente concejal. Pero el que firma les órdenes ye'l técnicu responsable d'obres.
A él debería corresponder el pagar parte d'esta indemnización.

Xurde dijo...

-Visto todo esto, ¿cree que de ejecutarse esa petición, ello pueda repercutir en las inversiones que desde el Ayuntamiento se preveían para el municipio a corto y medio plazo?

Si ya quedaron jodíos con lo de Goncesco, agora si tienen que soltar otros tres millones va a ser la hostia. Por más que intenten reflotar al Ayuntamientu y sacalu de la UVI, como diz Aníbal, los mazazos debíos a males actuaciones de la época socialistas acaben por volvelu a la UVI.

Anónimo dijo...

Destituciones y explicaciones!!!! Urgen ya en este municipio.

Anónimo dijo...

no me creo que hayan gastado 3 millones de euros en construir eso y luego derribarlo, son 500 millones de pesetas para una subestación pequeña.

Anónimo dijo...

Que lo pague los sociolistos, igual que Goncesco y demás pufos que han dejado a los mierenses

Felipe dijo...

Habían comprado el terreno por 3 millones de euros. Al no poder hacer nada con él piden ahora los mismos 3 millones que desembolsaron hace unos años, para perder lo menos posible con tan desastrosa obra.
Lo de las responsabilidades, es obvio que son necesarias. Pero es algo que solo debemos ver los ciudadanos. ¿Cuándo ha respondido algún político por algo hecho mal en este país? Nunca.

Anónimo dijo...

La PPSOE lo tiene todo atado y bien atado, políticos impunes por actos que harían que ciudadanos de a pie se pudrieran en la cárcel, ley electoral hecha para que los partidos que nos han arruinado puedan aferrarse al poder lo máximo posible, constitución española intocable que modifican a su antojo en contra de los intereses ciudadanos...la lista es interminable, así que me imagino que por esto no pasará nada, aún suponiendo que fuera una tropelía digna de exigir responsabilidades mayores.