31/1/14

VENTANA A ASTURIAS: Ladura investigación de la comisión del Niemeyer

No acabo de ver una utilidad práctica a las comisiones de investigación que ha venido organizando la Junta General del Principado para esclarecer y depurar responsabilidades políticas en asuntos poco claros.
Hace unos meses el funcionamiento de la comisión encargada del caso Marea dejó bastante que desear. Parecía más un circo que otra cosa, con comparecientes de todos los colores y partidos políticos y quedando solo cuatro cosas (de las miles por despejar) resueltas.
Pues más o menos lo mismo estamos viendo estos días en la comisión que se está encargando de investigar los trapos sucios del Niemeyer y toda esa historia que hay respecto de la gestión de esa obra de arte situada al lado de la ría de Avilés.
Por ella han pasado ya varios peces gordos, casi todos del PSOE, vinculados a Areces durante sus últimos años en el Principado. ¿Qué han hecho? ¿Sobre qué se han pronunciado?
Muy sencillo: han llegado, se han sentado, han leído un pequeño discurso en el que o bien ya dicen que no van a contestar a nada o bien pasan la pelota a otro, y se han ido. Sin más. Es una comisión de investigación que de momento está dejando pocos titulares útiles, más allá de Areces, que señaló que la culpa era de Cascos, quien por cierto, no está citado para comparecer (aún).
Y mientras tanto, como es lógico, todos los grupos políticos (claro, menos el PSOE) han protestado ante esta situación: comparecientes que no comparecen, sino que hacen acto de presencia, leen lo que traen escrito de casa sobre su no colaboración a la investigación y se van.
Imagino que van porque sino seguro que se les puede acusar de incurrir en algún delito, que sino estoy por asegurar que no iba ni el tato.
No obstante también ha habido alguno que ha soltado algo. No, no del PSOE, sino de Foro. Uno de los pocos comparecientes que han pasado por la comisión, un alto cargo en el breve gobierno de Cascos, ha asegurado que Natalio Grueso gestionaba el Niemeyer como si llevase un ovni sin rumbo, algo que ya más o menos era sabido.
De todas formas me da a mí que para que las comisiones de investigación sirvan de algo y los que comparezcan digan algo (útil, me refiero) va a haber que pagarles como a los invitados del “Sálvame”, porque sino van a seguir las cosas como hasta ahora.

1 comentario:

Xurde dijo...

Comparto contigo lo de que si yos pagaran o yos dieran algún incentivu cantaben hasta el ave maría.
Menos mal que nun ye asina porque si encima hubiera que pagayos, mal díbemos...